EN TEDEUM

Monseñor Goic agradeció a Dios por los dones recibidos

El obispo de la ciudad, afirmó que el crecimiento económico no lo es todo y llamó a mejorar la educación en Chile.

La Catedral de Rancagua fue el escenario de un nuevo Te Deum, en el cual el obispo de Rancagua, Monseñor Alejandro Goic, hizo un llamado a la unidad y a revalorizar fuertemente la vocación política y a mejorar la educación.


Las autoridades presentes, entre los que destacan el Intendente Patricio Rey, el alcalde Eduardo Soto, los diputados Issa Kort y Juan Luis Castro, escucharon como Monseñor llamó a instalar un diálogo "sereno y objetivo" en el conflicto educacional e instó a las partes a "ceder en alguna de sus posturas".


Monseñor Alejandro Goic, junto con agradecer a Dios por los dones recibidos, oró por las necesidades de Chile y sus habitantes, señalando que "hoy es domingo, día del Señor. Hoy es 18 de septiembre, fiesta de esta Patria amada nuestra que es Chile. Por ser domingo celebramos la fuente y cumbre de nuestra fe, la Santa Eucaristía.


Por ser 18 de septiembre oramos por Chile y su gente, renovamos nuestro compromiso por hacer de Chile cada día más una tierra de hermanos, una tierra justa y digna para todos".


Antes de finalizar el Te Deum, Monseñor dijo que "la educación constituye siempre uno de los más grandes servicios que se presta a la sociedad. Mejorar la calidad de la educación es tarea indispensable; el acceso a la educación superior de todos los que tienen dones y talentos, más allá de su condición económica; la instalación del diálogo sereno y objetivo, acercar posiciones, consensuar acuerdos, sabiendo como en toda negociación, que ello siempre implicará a las partes ceder en algunas de sus posturas. Se trata de ir poniendo bases que vayan gradualmente haciendo posible cosas mayores a futuro".


Respecto a la participación en la política, Monseñor Goic señaló que "es necesario revalorizar fuertemente la vocación política. Hay que prestar gran atención a la educación cívica y política, que hoy es particularmente necesaria para el pueblo y, sobre todo, para la juventud, a fin de que todos los ciudadanos puedan cumplir su misión en la vida de la comunidad política.


Quienes son o pueden llegar a ser capaces de ejercer ese arte tan difícil y tan noble que es la política, prepárense para ella y procuren ejercitarla con olvido del propio interés y toda ganancia venal".


Llámenos

Central Teléfonica
800 20 90 90

Edificio Central

Plaza de los Heroes 445
(72) 2443500

Edificio Tomas Guaglén

Republica de Chile 592
(72) 2203300

Edificio DGA

Alameda esquina Viña del Mar
(72) 2443700